7 de noviembre, 2019

¿Cambios?

Por pesca

Había ido dejando pasar el tiempo para cambiar el artículo una vez publicada la normativa, por si había ocasión de “analizar” los cambios que en ella pudiese haber.

Mi experiencia en estos temas me dice que pierdo el tiempo esperando analizar cambios, pero alguna disculpa había que tener para, como mínimo, cambiar la foto.

Hace ya años que vengo diciendo que esto se termina, aunque siempre queda un hilillo de esperanza pensando “quizás este año hagan algo”, “tal vez venga alguien”.

Pero no, nuestra administración se encarga todos los noviembres de recordarme que no; que, efectivamente, esto se acaba.

Pero ojo, se acaba con el beneplácito de todos, porque los pescadores que de sobra sabemos cómo están las cosas en nuestros ríos, estamos dejando que se acabe sin hacer nada, y la culpa que tenemos nosotros, no se la podemos echar a nadie.

El Esva se ha muerto sin hacer nada, el Eo lleva el mismo camino y el Cares, que dicen que es históricamente el segundo mejor río salmonero de Asturias, agoniza delante de todos nosotros y nadie ha dicho ni una sola palabra, ni nuestra triste e incompetente administración, ni el resto de colectivos.

Los pescadores tenemos que hacer algo más que seguir solicitando cotos y echando la culpa a otros, eso ya no vale.

Este año no hay cambios en las normas de trucha, mas allá de las fechas (para que cuadre) y como el aumento de la población truchera aun no se ha dejado ver después del asunto del triple de la cucharilla, deberemos seguir esperando el milagro.

También deberemos esperar para ver si los “sustanciales” cambios en la normativa del salmón solucionan los problemas de los ríos antes mencionados ¿alguien lo cree?