Negros

Por Pepe Monteserín (20 de agosto, 2009)

Casi nunca fui “negro”, casi nunca cedí mi oficio y firma. Me disgustaría que alguien se llevara mi mérito o cargara con mi fracaso. No haría de “negro” ni para mí mismo; o sea, no publicaría bajo seudónimo. Pero existen “negros”; no sólo el Rey, muchas personalidades tiran de ellos; lógico y recomendable, porque escribir es un oficio. Puede uno tener magníficas ideas e ideales y ser incapaz de expresarlas bien. De la misma manera que encargan el palacio a un arquitecto, o el banquete a un cocinero, pueden encargar una soflama, según determinados parámetros. Lo que no entiendo es, ¿por qué, en el caso de la escritura, quieren figurar como autores? Deberían poner: “Este discurso lo escribió para mí y bajo mi responsabilidad Fulano de Tal”. Es como si, un suponer, Areces o Gabino, o los dos juntos, pretendieran ser los autores del “Centollo” de Calatrava.

Categoría: General | Comentarios(0) | agosto 2009 |

Escribir comentario