Chaquetear

Por Pepe Monteserín (25 de abril, 2009)

Le dijo Fernando III “el Santo” a su hijo Alfonso X “el Sabio”: “Fíate de quienes te sirvieron con fidelidad y de quienes te combatieron con valor, pero nunca de quienes hicieron ambas cosas”. Rosa Aguilar ha dejado IU porque ya no es lo que era, eso dice, y digo yo que Rosa tampoco es la que era, sólo le queda el nombre, como el barco de Teseo, o el río de Heráclito o los calcetines de Locke o la celda del padre Feijoo. No padeció Rosa el síndrome de Coriliano, desertor de su patria por ofensas al honor, como describió Shakespeare, ni el síndrome de Magallanes o el de Mortera, del que escribió Stefan Zweig, patriotas que han servido con abnegación a los suyos y que, arrojados por estos injustamente de su patria, movidos por esa injusticia, han puesto su malogrado vigor al servicio del contrario; la jodida de ella chaqueteó porque cree que IU tiene poco futuro.

Categoría: General | Comentarios(0) | abril 2009 |

Escribir comentario