Bombillas

Por Pepe Monteserín (31 de julio, 2008)

La aportación económica de Asturias al conjunto nacional es inferior a su porcentaje de población. Crecemos en bares pero merma el parque móvil, terribles secuelas del “si bebes no conduzcas”. Bajará el límite de velocidad de la “Y”, medida que obligará a nuestros seres queridos a permanecer más tiempo en las carreteras, lejos del hogar; para los constructores es demasiado bajo el precio de la vivienda protegida y, en consecuencia, peligra también el hogar propiamente dicho. España está a una décima del crecimiento cero, en un tris de menguar, secesiones aparte. Casi la mitad de la población no compró un libro en su vida ni lo leyó prestado; la producción científica de nuestra Universidad cae un 30 por ciento, y la idea gubernativa de enviar bombillas, para activar cerebros y lectores, coincide con el aviso de que también la luz puede activar bombas. Apaga y vámonos.

Categoría: General | Comentarios(0) | julio 2008 |

Escribir comentario