»  LNE
2 d+00:00 marzo, 2010

Sumando en positivo

Por Paco Redondo

(Resumen de artículos publicados en la edición de papel de La Nueva España de Gijón)

CUESTIÓN DE JUSTICIA
A medida que se acerca el 11 M algunos medios vuelven a la carga sobre los explosivos que estallaron en los trenes, y apuntando a la posibilidad de que la ETA ayudara a los islamistas en tan macabra campaña de asesinatos, y el presunto interés partidista de la versión oficial de los hechos en evitar esa línea de investigación. A estas sospechas se unen las del chivatazo policial a ETA, “Caso Faisán”, para no ser detenidos los negociadores políticos de los terroristas.
No es bastante con que el condenado cumpla parte de la condena. Debería añadirse el arrepentimiento y la reparación, especialmente en delitos financieros: no volver a ser libres hasta que no devuelvan el dinero ilegítimamente sustraído. Añadiendo la curación probada en casos de enfermos mentales. Pretender la reinserción del zorro entre las gallinas no es progreso ni justicia social, sino hacer del igualitarismo, papanatismo.
Mientras no logremos una Justica independiente, apartidista y rápida, su propia eficacia y aún esencia está en entredicho. Debemos recuperar la imagen de la Justicia con los ojos vendados y con una balanza; debe ser ciega a interés de parte y por tanto objetiva, y debe ser ponderada a los argumentos y las pruebas para determinar los hechos que pudieran haber violado las leyes y la convivencia. La Justicia española no puede seguir secuestrada indefinidamente.

TRAS EL CARNAVAL
Decía Ortega que los “ismos” suenan a dogmatismo, también en el caso del laicismo. Las procesiones no son en las casas sino en las calles; por eso puestos a elegir prefiero hablar de humanismo en positivo, respeto a todas las personas, las creencias y religiones, y al que duda y al que es ateo, y colaboración con cualquier programa de ayuda humanitaria, sea laico (Cruz Roja) o cristiano (Cáritas). Solidaridad de hecho.
Dicen que Zapatero se ha disfrazado de Mr. Bean, que no sabe si no hay crisis o si ya la hemos superado; Rajoy de Don Tancredo López, célebre personaje de principios del siglo XX, famoso por sus alardes de quietud ante el toro; y Laporta, de Redentor frente a la invasión española que, según los neo-feudales, arrasa Cataluña necesitada de más radicalidad e imposición nacionalista… Frente a esta carnavalada, ¿cuál es la realidad?
Siempre es bueno pasarlo bien y tener excusa para celebrar fiestas y ser originales. Entre los que más disfrutan, los niños y los grupos organizados. Los que vamos entrando en edad vamos poniendo un poco de distancia, pero a nadie le amarga un dulce. Otra forma de disfrazarse puede ser relacionarse a través de las redes sociales en Internet. Tras la tempestad, la calma. Al final, lo que cuenta es el retorno a la autenticidad; el tiempo juzgará tus obras.

Ver la página en facebook: EL FOCO
Sumando en positivo

Escribir comentario