Autor del blog

PENADOS POR DIVERSOS

admin (26 de julio, 2010)

CAMF de Alcuescar en Caceres

CAMF de Alcuescar en Caceres

Dentro de la filosofía de vida independiente que los integrantes en el conocido foro preconizamos, no se admite el internamiento en macro-residencias de personas con graves dificultades de movilidad a no ser que estas lo soliciten. Dicho de otro modo, para nosotros, la residencia es una alternativa más pero no puede ser la principal ni mucho menos la única.

El modelo médico-rehabilitador que prevalece en el subconsciente social hace que las personas responsables de los centros discriminen gravemente a los internos, que no respeten sus derechos ni su independencia apoyándose con demasiada frecuencia en su seguridad. Las medidas restrictivas contrarias a su libertad son tomadas por su bien -dicen-, sin percatarse de que con esa actitud los convierten en ‘penados‘.

Por ello, para nosotros, los CAMF son los penales del IMSERSO, el lugar donde las personas con diversidad funcional son despojadas de sus derechos más elementales convirtiéndolos de modo automático en ‘penados‘. No queremos criminalizar al personal pero si denunciar que han sido formados en los principios según los cuales, ellos son los titulados, los profesionales, y ellos mejor que nadie saben lo que debe hacer el ‘penado‘, cuándo y cómo, que para eso son los profesionales mientras que el interno ‘diverso funcional’, es un sin-papeles, alguien que ha accedido al cargo sin mérito alguno. Ellos han aprobado una oposición y el ‘penado’ no. ¿Quién va a saber que es lo mejor para él?

Reproducimos un diálogo sumamente esclarecedor entre el Director de un CAMF y un ‘penado‘.

Interno: Señor Director me han robado la silla de ruedas
Director: Lo he hecho yo por tu seguridad.
Interno: De mi seguridad cuido yo.
Director: Pues si quieres lo denuncias.

Se trata de un episodio protagonizado en el seno del imperio de las batas blancas, la de los que no se equivocan nunca y en el otro lado la víctima que lo es por el simple hecho de haber nacido diferente o haber sufrido un accidente que lo convirtió en diverso.