Autor del blog

UNA NORMATIVA ADECUADA

admin (23 de septiembre, 2010)

Albergue Municipal Juvenil de Madrid

Albergue Municipal Juvenil de Madrid

Si bien todos estamos convencidos de las dificultades por las que atravesamos las personas con diversidad funcional de cualquier etiología para algo tan sencillo como la propia supervivencia, no es menos cierto que todo sería mucho más sencillo con un poco de voluntad por hacer las cosas mejor de lo que las hacemos.
A la MARCHA POR LA VISIBILIDAD acuden personas con diversidad funcional desde todos los puntos de España y lograr habitaciones adaptadas en Madrid a un precio competitivo es toda una epopeya. Marko, uno de los asistentes nos cuenta sus experiencias en el Albergue Municipal Juvenil de la calle Mejía Lequerica, catalogado como uno de los más modernos y mejor dotados de España.

Hola a todos:
Ayer tuvimos un desagradable incidente en el Albergue juvenil municipal Madrid, sito en la calle Mejía Lequerica nº 21 de Madrid. Llegaron 3 compañeras procedentes de Barcelona para pasar unos días de descanso en Madrid y asistir a la marcha del próximo sábado. Se había hecho una reserva para esos días, informando de la necesidad de adaptación del local, tanto para el acceso como para el cuarto de baño. Yo mismo me acerqué unos días antes para comprobar que cumplía con la necesidad, observando la existencia de una plataforma que fue a la postre el motivo del incidente.

Esta plataforma mecánica salva 5 escalones en la entrada. Mis amigas se desplazan en silla de ruedas eléctrica, asunto que quedó informado durante la reserva. Pues bien, todo comienza cuando llegamos al albergue y la recepcionista, muy agradable, baja con la llave para poner en funcionamiento la plataforma siendo nuestra sorpresa comprobar que no puede subir por soportar un máximo de 150 kgs y, como en la mayoría de los casos, la silla eléctrica más el usuario pesa más.

La situación es desagradable y compleja pues no hay otro acceso válido por el que acceder al edificio. Hablamos con un responsable y nos dice que no nos preocupemos que no vamos a dormir en la calle pero como la situación era imposible de solucionar en ese momento, también nos dijo que la solución inmediata pasaba por reservar una habitación en un hotel adaptado y que el importe debía ser pagado por ellas y luego reclamarlo al ayuntamiento. Ante el temor a luego no ser atendidos, nos mantuvimos en la misma postura exigente de no estar dispuestos a pagar más que lo que hubiese correspondido pagar por la estancia de una noche en el albergue.
Esperando que llegara la respuesta en la puerta del albergue me fijé que junto a nosotros pasaba caminado Dolores de Cospedal, secretaria general del PP, acompañada de un señor. Lo primero que pensé antes de hablar con ella es que al estar en manos del PP tanto el Ayuntamiento como la Comunidad de Madrid, acaso se brindara a ayudarnos. Le contamos el incidente y entró en recepción junto con su acompañante y el encargado.
Al cabo de unos minutos, salieron diciendo que se hacían cargo de esa noche de hotel y por el momento quedó resuelto el problema.
La discriminación que sentimos es difícil de expresar. Es intolerable que un centro perteneciente a un organismo público, no disponga de los medios necesarios para que las personas con diversidad funcional, puedan disfrutar y acceder a todos los servicios como cualquier ciudadano.
Saludos,
Marko

Es evidente que con una buena normativa y la voluntad de cumplirla de modo adecuado estos problemas no sucederían y por ello, como hizo nuestro amigo Marko, debemos luchar en cada momento que nos sintamos discriminados por conseguir que las cosas cambien pues estoy seguro de que ni los responsables del Albergue ni a los políticos que intervinieron, se les olvidará nunca este incidente.