Autor del blog

LA ONCE QUE NO PUDO SER

admin (5 de junio, 2012)

Portada del libro

Portada del libro

Desde la infancia e incluso hasta la adolescencia sentí envidia hacia los invidentes. Como persona con diversidad funcional física, pensaba que ellos, diverso funcionales como yo, tenían más oportunidades para afrontar la vida que aquellas con las que yo contaba. Luego la experiencia y el conocimiento arrojaron otra luz y mi idea cambió radicalmente. Pronto descubrí que la ONCE era una organización cerrada y que lejos de ayudar a incorporar a sus asociados a la vida social de un modo autónomo, los hacía dependientes y dejaba indefensos e inútiles para aquello que no fuera pensar lo mínimo y vender el máximo de cupones.

Se dio sin embargo un atisbo de esperanza con la irrupción de Antonio Vicente Mosquete al frente de la organización convirtiéndose en el primer presidente democrático de la ONCE pero su vida se vio pronto truncada y en estos días se cumple el 25 aniversario de su muerte como consecuencia de uno de esos extraños accidentes, tan extraño que incluso se oyeron rumores de que alguien intencionadamente había preparado el escenario para que cayera por el hueco del ascensor.

A él le sucedieron toda una retahíla de presidentes que llevaron la organización por caminos muy alejados de su manera de pensar y más preocupados por los pelotazos, la compra de hoteles, emisoras de radios y jubilaciones millonarias que por sus propios asociados. “La ONCE que no pudo ser” es el título del libro que se ha publicado el pasado 3 a modo de biografía personal y de acontecimientos. Efectivamente, seguramente con él, se esfumó la ONCE que pudo haber sido.

Escribir comentario