Autor del blog

PICARESCA

admin (14 de febrero, 2010)

Personas observan un coche ocupando una plaza para PMR

Personas observan un coche ocupando una plaza para PMR

En la Vall d’Uixó el Ayuntamiento está tomando medidas para atajar la picaresca de ciudadanos a los trae sin cuidado el daño que hagan con tal de aprovecharse de los estacionamientos señalizados para personas con movilidad reducida que con frecuencia están estratégicamente situados para que los usuarios de silla de ruedas o personas con dificultades de movilidad puedan acceder a establecimientos, museos, centros urbanos, etc…, y que por ende están ubicados en lugares próximos a la entrada a los mismos.

Esto no ocurre solo en ese ayuntamiento, desgraciadamente está ocurriendo en todos los municipios y lo que es peor las autoridades o no están ejerciendo su trabajo de modo adecuado o el tema es muy complicado de resolver. Primero los permisos se daban para un coche, es decir el permiso se otorgaba a un conductor con movilidad reducida que conducía pero esto, por discriminatorio respecto a personas con dificultades de movilidad que no son conductores se cambió y, desde entonces, los permisos son nominativos, es decir, se otorga a favor de cada ciudadano que acredite ser beneficiario independientemente del automóvil en el que viaje y si es conductor o acompañante.

Los beneficiarios no son menos culpables por cuanto tenemos conocimiento que hay quien se desplaza muy poco y sin embargo, la persona que más o menos habitualmente lo transporta, utiliza el permiso a diario sin que la policía haya encontrado el método para frenar esta actuación irregular. Pero se dan casos más denigrantes aún, como alquilar o vender el permiso una vez que nos ha sido concedido. Si a esto añadimos los desaprensivos, los que tienen prisa, los que solo era un momento, los que no se dieron cuenta y los despistados, se puede uno percatar enseguida de la magnitud del problema.

Me cuentan que en otros países, Estados Unidos por ejemplo, una gente reprocha a otra su actitud cuando ve que hace esto porque considera que quien lo hace está, no solo perjudicando al colectivo beneficiario, sino que, además,  obtiene una ventaja en perjuicio de quien obra de buena fe. Y esta es una de las cosas que aquí no hemos sabido hacer. Cuando apreciemos en alguien una actitud incorrecta como la ocupación de una plaza destinada a una persona con movilidad reducida sin necesitarla, llamémosle la atención, evitemos que se pase de listo, seamos seres sociales, solidarios, ciudadanos de orden.

NO VALE TODO

admin (13 de febrero, 2010)

Javier Sardá

Javier Sardá

O no debe valer todo. Independientemente de que los jueces tengan que atenerse a lo expresado por la ley y tener en cuenta las manifestaciones de los letrados al respecto de estas, la justicia no lo será plenamente si los jueces no dan su merecido al que se extralimita en sus funciones causando un perjuicio.

Yo vi aquel programa de ‘Crónicas Marcianas‘ en el que Cárdenas un chistoso de tres al cuarto que llevaba al programa seres limitados que por su alejamiento con la media de la sociedad en lo que al aspecto se refiere, eran ridiculizados con el objetivo único de mantener una audiencia alta para facturar mucha publicidad; exhibía a un diverso funcional con las facultades mentales perturbadas para reírse de él ante toda España.

Todos los programas persiguen mantener altas las audiencias pero algunos lo hacen denigrando al ser humano y Cárdenas con el concierto de Sardá maltrataron a aquella persona como ya había sucedido en menor medida con otros personajes.

Ha salido la sentencia y el tribunal les absuelve al perjudicado argumentándolo con la línea jocosa del mismo, añadiendo una frase cuanto menos desconcertante: “Hay que tener en cuenta el contexto jocoso del programa, desprovisto de agresividad difamatoria, aunque resulta poco ética la actuación y comportamiento del medio televisivo y las personas intervinientes”. Es evidente que el juez vio o ha visualizado posteriormente el programa y por ello se entiende menos que les haya perdonado desaprovechando la oportunidad de ejemplarizar con una buena sentencia. Pues mientras Sardá ganó tanto dinero con el programa que sigue en permanente año sabático, el chico se esconde cuando lo señalan con el dedo desde entonces.

EDUCACIÓN Y DIVERSIDAD FUNCIONAL

admin (12 de febrero, 2010)

Mi amiga Marga se acerca pilotando su silla de ruedas eléctrica hacia el paso de peatones con la intención de cruzar la calzada. En el momento que llega a la altura de una señora que se encuentra al borde de la acera por el mismo motivo, esta interrumpe el paso de Marga haciendo una señal con la mano como si temiera que ella no pudiera hacerlo por sí misma.

La señora no se percata de que Marga pilota una silla eléctrica que la hace totalmente autónoma y lo que es peor, piensa que por su condición de persona con evidente dificultades de movilidad, también tiene mermadas sus facultades cognitivas cuando la realidad es que mi amiga está estudiando en la Universidad, es muy inteligente y seguramente se graduará con una formación que acaso no tiene la persona que hoy, con este gesto ha conseguido que Marga se sienta mal.

Para dar a entender a la señora que sabe cómo funcionan los semáforos y que ve perfectamente que este está en rojo para los peatones, en el momento de cambiar a verde, se adelanta para decir en alto, ya se puede, adelante. Es igual, la señora no se inmuta, además, seguramente todo lo ha hecho con buena intención y ni ha captado la indirecta de Marga, y mucho menos ha pensado que con su actitud ha subestimado las posibilidades de una persona que independientemente de su diversidad funcional física, es totalmente capaz para cualquier maniobra o trabajo.

La consuelo. Le pido que sea generosa y perdone esa actitud discriminatoria que yo tanto he sufrido personalmente. Son innumerables las ocasiones en que las personas que hablan conmigo miran a mis acompañantes como si yo, por ir en silla de ruedas tampoco fuera capaz de entender lo que me dicen.

Los diverso funcionales que nos movemos en silla de ruedas solemos decir, un poco molestos, que llevamos la silla en el ‘culo‘ pero que en la cabeza no nos pasa nada, aunque yo, hace tiempo que llegué a la conclusión de que no puedo culpar a la gente que así actúa porque lo hace por ignorancia y a nadie se le puede condenar por no saber, hay que enseñarlo que es diferente. A veces, de modo drástico, otras veces con una sonrisa.

Las personas se han de acostumbrar a nosotros y han de saber que deben velar por nuestra autoestima. Algunos saben hacerlo. Por ejemplo, la semana pasada entraba en mi coche y estaba solo, mi compañera había ido a recoger algo que necesitábamos. Entonces, un señor de cuya presencia no me había percatado por encontrarse detrás, me dijo, no sé si hago bien pero me ofrezco por si necesitas ayuda o, ¿te arreglas solo? -No claro, muchas gracias. Me arreglo solo- y le dediqué la mejor sonrisa que fui capaz.

Sin embargo, otros no saben. Como el médico al que en otro momento acudía con mi compañera y cuando vi que todo el tratamiento que me recomendaba lo hacía dirigiéndose a ella hasta el punto de que empezaba a sentirse molesta, tuve que intervenir, Doctor, -dije- que el enfermo soy yo, ella solo me acompaña. ¿Esto lo entiende? Bueno da igual ¿no?, -añadió él-, pues no sé, pero si yo me quedase mirando a su mujer para decirle la hora que usted me hubiera preguntado, no sé cómo reaccionaría realmente ¿sabría explicarme como lo haría? Se descompuso e intentó esforzarse para continuar dirigiéndose a mí, no sin unos gestos de esfuerzo.

SEGUIMOS SIENDO EL SUR

admin (7 de febrero, 2010)

Oficina Registro de Licencias del Ayuntamiento de Oviedo

Oficina Registro de Licencias del Ayuntamiento de Oviedo. En la foto se puede apreciar el escalón de la entrada que impide el paso de las sillas de ruedas

Aunque se empeñen los políticos algunos de los cuales han llegado a colocarnos de boquilla entre las principales potencias mundiales, cuando entras a pormenorizar los análisis y las estadísticas, te das cuenta enseguida que estos, nos colocan, entre el norte de Africa y el sur de Europa. Somos el sur.

Desde esta perspectiva que pesa sobre mis hombros como una losa, en algunos aspectos, considero a mi país a la misma distancia de Alemania, por ejemplo, que a la Comunidad Autónoma de Navarra de la mía. En Pamplona, por ejemplo, siguen un proyecto de accesibilidad en un barrio que está consiguiendo que todos los locales sean accesibles pues de poco sirve que el Ayuntamiento rebaje los pasos de peatones y las áreas de recreo si luego no puedes entran a comprar el pan, tomar un café o hacer tus necesidades, por ejemplo, porque la inmensa mayoría de los locales de propiedad privada son inaccesibles. Estos días se publicó en aquella comunidad la noticia de que un local había sido precintado por no haber accedido a realizar las reformas precisas para que no fuera discriminatorio hacia las  personas con movilidad reducida.

¿Cuándo veremos eso aquí? Al ritmo que vamos, nunca y apoyo esta opinión en estos puntos:

  1. El Decreto 37/2003 de 22 de mayo, por el que se aprueba el Reglamento de la Ley del Principado de Asturias 5/1995, de 6 de Abril, de promoción de la accesibilidad y supresión de barreras, en los ámbitos urbanístico y arquitectónico, vergonzosamente dice en el apartado (h) del Artículo 51 del Capítulo II (Edificios de uso privado): ‘El desnivel admisible para acceder sin rampa desde el espacio exterior al portal o acceso del itinerario practicable tendrá una altura máxima de 12 centímetros salvada por un solo escalón’. Con ello queda claro que, gracias a nuestros legisladores y a la pasividad de las asociaciones que nos representan, difícilmente los usuarios de una silla de ruedas podremos acceder al 100% de los edificios de uso privado.
  2. El local que el Ayuntamiento de Oviedo dedica al Registro de Licencias con entrada única por la esquina formada por la Calle del Peso y la Calle Jesús es inaccesible para usuarios de silla de ruedas. Por dicho motivo ha sido denunciado ante la Dirección General de Coordinación de Políticas Sectoriales Sobre la Discapacidad y, aun así persiste en su discriminación, ¿Qué esperamos por tanto que ocurra con la iniciativa privada? Acaso ¿Que sea más ‘papista que el Papa‘?

EDUCACIÓN INCLUSIVA

admin (5 de febrero, 2010)

Ante el insostenible rechazo y exclusión por parte de los centros escolares y administraciones educativas, un grupo de padres y madres de niños con diversidad funcional (discapacidad) son los promotores de la campaña “Inclusión en el Pacto Educativo de Estado“, para exigir que en el mismo se añada un décimo punto que contemple la educación inclusiva de sus hijos y cumpla íntegramente lo dispuesto en la Convención de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad y en la Ley Orgánica de Educación, independientemente de la administración responsable del proceso educativo y que hasta el momento ha recibido el apoyo de más de 3.800 firmas a través de Internet.

Manifestación en Barcelona a favor de la educación inclusiva. | Efe

Manifestación en Barcelona a favor de la educación inclusiva. | Efe

Así comienza la nota de empresa que desde el Foro de Vida Independiente se envió a los medios de información, porque estos días saltó a la prensa la intención de los gestores de la Comunidad Valenciana y Cataluña de crear centros especiales para niños con dificultades de aprendizaje en lugar de integrarlos con apoyos como dispone la Convención de la ONU ratificada por el Estado Español.

En Barcelona los padres de los niños con necesidades especiales se han puesto en pie de guerra esperando que en el resto de España tomen conciencia de que esto no es un hecho aislado sino que como denuncia el Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) tanto ellos como sus organizaciones dependientes vienen recogiendo quejas de alumnos y familias que denuncian intentos de las administraciones de educación en las distintas autonomías de negar su derecho a la educación inclusiva y a la libre opción de modelo de escolarización.

Cuando me tocó a mí, las expresiones ‘educación inclusiva’, integración o segregación en el medio educativo ni se usaban ni se entendían. Entonces eras afortunado si conseguías que el maestro te permitiera asistir a escuela primaria o que en el Instituto, el director asumiera las molestias que un chico en silla de ruedas les pudiera ocasionar, por eso, cada vez que he sido requerido para hacerlo, he afirmado sentirme afortunadísimo de haber sido educado, o mejor dicho, de haber podido estudiar con el resto de los chicos aunque solo fuera porque ante los hechos consumados de que mis padres veían eso de un modo natural, los responsables no acertaron a negarse.

Fue bueno sobre todo para mí que pude llegar a la enseñanza superior pero también para el resto de los alumnos que sin duda aprendieron conmigo muchas cosas al respecto de un diverso funcional. Así, hace un par de meses, paseando por un centro comercial me encontré con Quinito, un amigo de la infancia, hijo de un conocido futbolista del Racing de Santander al que llamaban ‘Kiko el farol‘ por su porte dandi y distinguido. Soltó las bolsas que llevaba en la mano y las levantó para llamar mi atención al tiempo que gritaba ‘chuchi’, ‘chuchi‘ que es como de niño me llamaban y se acercaba para terminar por fundirnos en un abrazo.

Seguramente llevábamos 35 años sin vernos pero nos dejamos huella mutuamente. Mis amigos de infancia fueron luego amigos de juergas y a ese horizonte aspiro para el resto de los chicos. Creo que los niños con diversidad funcional de cualquier tipo que hoy accedan al medio educativo lo deben hacer plenamente integrados con los demás y si para hacerlo, para no entorpecer la marcha del resto, tienen que contar con ayudas, que las pongan que para eso pagamos impuestos.

Gracias a haber podido estudiar y ser educado como los demás, pude integrarme en el estadio laboral, cotizar 30 años a la Seguridad Social y pagar impuestos, en definitiva, mantener el país en lugar de que este fuera el que me mantuviera. Encerrarlos en círculos restringidos y protegidos solo puede producir individuos infelices e inútiles para la sociedad.

DIVERSIDAD FUNCIONAL Y BANCA

admin (3 de febrero, 2010)

Viñeta de Forges sobre los abusos de la banca

Viñeta de Forges sobre los abusos de la banca

Parece que no tenga que ver con la temática de este blog pero yo considero que sí y lo cuento porque me apetece denunciarlo para que gente que, acaso no lo sepa, se entere, que el conocimiento es poder.

Es evidente que las personas con diversidad funcional y dificultades de movilidad somos especialmente proclives a necesitar apoyos y los servicios que ofrece la banca es uno de estos apoyos, de modo, que todo lo domiciliamos porque no podemos salir corriendo a pagar una factura y porque ahora existe la operativa por Internet y la mayoría tiene dificultades de accesibilidad u otras para acudir a la oficina que le corresponda y gestionar los dineros, porque llueve, porque hace frío o porque en el momento preciso carecemos de medio de transporte. Pues bien, ‘ojo al dato‘ como advirtiera el gran comentarista deportivo José María García.

En Febrero tocaba renovar o cancelar una póliza que tenía suscrita con una compañía de seguros y con un mes de antelación, o sea en Enero, les mandé un fax notificando mi deseo de cancelación y rogando tomaran buena nota de no emitir el recibo correspondiente. Acto seguido llamé por teléfono para estar seguro de que el fax había llegado cosa que me confirmaron. Todo gestionado por tanto. Sin embargo, iniciado febrero, el día 2 concretamente, observo a través de internet que el recibo ha sido cargado en cuenta y procedo mediante las herramientas disponibles en la Web a su devolución, orden que ejecuta correctamente pero devolviendo el siguiente mensaje: ‘Como el emisor puede rechazar la devolución, le comunicamos que el importe permanecerá retenido durante 9 días‘. ¿Qué es esto? -me pregunto- y llamo al banco.

La señorita al otro lado de la línea, muy atenta, lo confirma. Una nueva normativa emitida por el Banco de España obliga a los bancos desde hace poco a retener el importe porque, efectivamente, el emisor está autorizado a no admitir la devolución del recibo si este estaba domiciliado por escrito, por ejemplo, si en su día firmamos la conformidad de la domiciliación.

Vamos a explicarlo un poco más. De poco importa que el contrato se haya cancelado, si el emisor, decide que no se hace cargo del recibo o ha cerrado o presentado suspensión de pagos, seremos nosotros los que nos comamos el recibo por orden del organismo paraoficial del Banco de España. Cuidadín, cuidadín por lo tanto con las domiciliaciones que aquí todo el mundo se blinda.

Siempre supe que esto llegaría tarde o temprano, en las películas americanas vemos como la gente guarda los billetes en botes y cajas en lugar de acudir con ello al banco, debe ser porque antes que nosotros han sido escarmentados a base de comisiones, desprecios y estratagemas que atropellan sus derechos. En adelante, habrá que mirar bien lo que se firma y considerar que antes de dar la orden a la empresa de la cancelación del contrato, mejor, acudimos a la oficina para que tomen nota de devolver el recibo caso de que se presente al cobro para así, trasladar el problema al emisor porque los gobiernos, aunque se autocalifiquen de izquierda no vigilan por el respeto de nuestros derechos.

LA ‘BICHA’

admin (2 de febrero, 2010)

Es evidente que la reducción del gasto no se va a circunscribir a la inversión pública como se teme la patronal y los sindicatos. En gran medida, el recorte va a cercenar antes de nacer la aplicación de la Ley para la Autonomía personal, si las asociaciones y las organizaciones a las que de algún modo afecta la ley no se ponen las pilas.

En Asturias desde hace tiempo venimos observando en las asociaciones un alineamiento con el poder, no quieren molestar, hablan bajo, reivindican poco y exigen menos. Las más de las veces ese silencio tiene que ver con no meter el dedo en el ojo a la ‘bicha‘ que es como denomina a la administración mi amigo Valero del Foro de Vida Independiente. Si la ‘bicha‘ se pone de uñas puede que no conceda la subvención que nos hemos gastado antes de recibirla y la restricción del gasto se está notando ya sin haber empezado el gobierno a apretarse el cinturón.

Es un poco complicado de explicar en cuatro palabras pero las asociaciones deben ser reivindicativas y no pedigüeñas o las personas con diversidad funcional dependientes que se han hecho la ilusión de que por fin se va a paliar su sufrimiento dejando de ser un ciudadano discriminado, de nuevo se sentirán profundamente defraudados.

JUBILACIONES Y PREJUBILACIONES

admin (1 de febrero, 2010)

Tres prejubilados de la mina, realizando ejercicio en el polideportivo de Oñón, en Mieres. fernando geijo

Tres prejubilados de la mina, realizando ejercicio en el polideportivo de Oñón, en Mieres. fernando geijo

Ser de esta tierra significa entre otras muchas cosas, convivir con subvencionados, prejubilados y desempleados y es duro para alguien que en silla de ruedas ha cotizado 30 años a la Seguridad Social y al que han jubilado a la fuerza porque el empeoramiento físico le impedía finalmente mantener el ritmo de trabajo que exije la competitividad del mercado laboral.

Hay prejubilados de todos los sectores, del sector naval, banca, carbón, etc…, y alguien dirá ‘hombre es que la mina es muy dura‘, ya, cierto, pero es que yo conozco muchos prejubilados del ‘pozo moqueta‘ y todos los asturianos saben lo que quiero decir. Gente que se jubiló a los 40 años, sanos como la lustrosa manzana que se niega a saltar del árbol y con 50 años de vida por delante. Te encuentras con ellos y preguntas ¿Escucha oh…, y que haces para entretenerte? ¿No te aburres? ¿Cuánto te quedó? Y seguido te preguntas ¿Para qué hacer preguntas cuya respuesta no te va a gustar?  Pues mira me apunté a un curso de fotografía, sabes que siempre me gustó, y me dedico a reportajes de semi-profesional y bla, bla, bla…

Llega luego el ejecutivo y como consecuencia de que se le desmanga la balanza y no se atreve a presentarse en el ‘Pacto de Toledo‘ por si le apedrea la oposición, se cura en salud intentando poner remiendos pero muchos como yo se preguntarán, primero les interesó jubilar anticipadamente para reducir el paro y evitar luchas sociales, con jubilaciones anticipadas pagaron silencios y ahora, como lo que pinta es otro palo, ¿Obligan a la clase trabajadora a pagar la factura de nuevo? No me parece justo y espero que cuando lo lleven a efecto valoren el grado incapacitante de la función del trabajador porque, efectivamente, no es lo mismo bajar a la mina que controlar al que baja y no es lo mismo subir al andamio que comprar ladrillos aunque compartamos la nómina. Además, habrá que tener en cuenta el tipo de discapacidades físicas que acumula el trabajador, etc…

Entradas Siguientes »