»  LNE
6 d+00:00 septiembre, 2007

Fantasmas

Por admin

Rafael Sariego, gastroenterólogo -no es lo mismo que especialista en gastroenteritis aunque suene parecido- tomará posesión hoy como nuevo presidente del Consejo Social de la Universidad de Oviedo -perdón por citar el nombre de la ciudad prohibida- sin que nadie sea capaz de ofrecer ni una sola razón, ni media, ni cuarto y mitad para tal nombramiento. Claro que, bien mirado, da igual: el Consejo Social lleva 22 años de vida y no ha aportado ni un solo céntimo a la institución académica y eso que para tal cometido se creó. Excuso mencionar los fastos, zampadas, doblones, picos, palas y azadones.
Pero la cosa no queda ahí porque no va a tomar posesión en la Universidad, sea en el Paraninfo o siquiera en un pasillo. No, que va, lo hará en el RIDEA, sito en la plaza de Porlier que, lo siento por los aprensivos, no sobra recordar que murió ahorcado.
Ignoro si al Gobierno regional le mueve más la aversión a la autonomía universitaria o la acomplejada pasión por la nobleza. En cualquier caso van dados si creen que se les va a pegar algo por acudir con asiduidad morbosa al caserón del conde de Toreno.
El rector Juan Vázquez no va a asistir al acto. Lógico ante tal desaire del Gobierno que, dicho sea de paso, anda mal de reflejos. Puestos a fastidiar ¿cómo no se les ha ocurrido oficiar la toma de posesión de Sariego en la Laboral donde, dicen, por las noches se oyen unas tremendas carcajadas del fantasma de Girón?
Si algo caracteriza a una Universidad es su condición de territorio de la libertad. Y si algo es incompatible con la libertad es el comisariado político. El siguiente paso, sospecho, será establecer una asignatura de Educación Superior para la Ciudadanía donde se explicará qué probetas, hígados, aranceles, motores, aminoácidos o capiteles son politicamente correctos y cuáles no.
Espero que, al menos, el irritable fantasma del Conde de Toreno les de un buen susto hoy a los mandarines -incluida ERC, presidenta del RIDEA- y séquito habitual.

4 comentarios

  1. Javier Neira dice:

    Claro, todo es muy discutible incluso la idea de que todo es muy discutible. Pero mientras tanto, conviene tomar partido ¿o no?

  2. angel dice:

    hola

  3. jane walsingham martínez dice:

    Todo muy discutible.

  4. Javier Neira dice:

    Todo es discutible, claro, incluyendo la idea de que todo es discutible así que por ahí no se llega a ninguna parte. La cuestión es ¿somos o no somos?

Escribir comentario