Autor del blog

LOGÍSTICA DE LOS PAPELES

admin (30 de Julio, 2010)

Entrada al Ayuntamiento

Entrada al Ayuntamiento

Comento esto en primera persona por haberme ocurrido a mí e intento transmitir el sentimiento de vergüenza sufrido.

Empezaré por decir que mi permiso de estacionamiento en zona señalizada para personas con movilidad reducida caducó y para infórmame acudí a las oficinas de la policía local porque allí fue donde me lo facilitaron la primera vez.

Se me informa de los pasos a dar. He de fotocopiar la tarjeta y compulsarla con la original. Para ello he de acudir a la segunda planta del ayuntamiento donde abonaré una tasa de 3,29 euros pero previamente se me aconseja obtener en el juzgado una fe de vida. Esto junto a dos fotografías y un impreso que me entregan para rellenar, acudiré al registro general y procederán a la renovación automáticamente.

Ignoro si las autoridades son conscientes de estar tramitándose un documento destinado a una persona con serias dificultades de movilidad pero si es así debo decir que los trámites parecen estar diseñados para que desista de solicitarlo.

El Juzgado está en la zona alta y aunque es accesible está alejado del resto de las dependencias, pero lo peor es que el Ayuntamiento tiene escaleras y aunque existe una entrada alternativa por la parte trasera del edificio, por lo que sea, no había nadie que pudiera abrir o no les dio la gana, allí estuve esperando hasta que un municipal, supliendo el servicio que toda dependencia debe facilitar a un ciudadano que paga puntualmente sus impuestos, se ofrece a subir personalmente para pagar la tasa. Le facilito cinco euros y al cabo de un rato baja con un ticket y las monedas de vuelta.

Resulta que el registro está en dependencia diferente, no alejada, pero es preciso desplazarse. Una vez allí, donde el edificio sí es accesible, una señora dice que debo traer el permiso original para poder compulsarlo. Le explico que el original está en el coche y el coche estacionado en una plaza pero que si lo quito del mismo, se lo puede llevar la grúa. Después de un rato, la funcionaria, una vez recuperada de su estupor por no saber que determinación tomar y una vez cotejado a través del ordenador que soy un ciudadano digno de fiar, accede a tramitar la documentación sin que tenga que arrebatarle al auto el salvoconducto que le permite seguir estacionado en una plaza señalizada al efecto.

¿No les parece alucinante? Señores responsables de la logística de los papeles municipales ¿Estudiaron en un colegio de pago? Válgame el cielo, Se trata de personas con movilidad reducida quienes tienen derecho a este permiso, ¿Cómo es posible que no les faciliten la labor? ¿Lo hacen a posta? ¿Qué está pasando? ¿Cómo creen que me siento? Soy un ciudadano que ha prestado servicios laborales a su patria durante 35 años a pesar de haber tenido que hacerlo con una silla de ruedas pegada al culo, pagando a Hacienda, al Ayuntamiento, etc…  ¿Es esto lo que me merezco?

COMPRENSIÓN HACIA OTRAS DIVERSIDADES

admin (27 de Julio, 2010)

Baldosas con relieve para invidentes

Baldosas con relieve para invidentes

Son de tal diversidad y tan numerosos los acontecimientos que en nosotros inciden que a menudo, los humanos, precisamos sacudan nuestras conciencias para entenderlos y acaso por ello acudamos a la prensa y a las tertulias, para obtener otro punto de vista en que apoyarnos. Es por eso que mantengo este blog, aportando la experiencia dilatada que acumulo, intentando agitar conciencias y participando en la formación social de individuos más comprensivos con los demás desde el punto de vista de la discapacidad.

Por ejemplo, las personas con diversidad funcional motora, especialmente los muy dependientes solemos quejarnos de lo incomprendidos que nos sentimos por el resto de los humanos y de cómo no se entienden bien nuestras necesidades tanto físicas como emocionales.

Pero ¿cómo pretendemos que los demás nos entiendan si nosotros mismos nos portamos de modo injusto ignorando, sin ser conscientes de ello, otras discapacidades? Me encontraba en una reunión de afectados de diversa etiología, motores, psíquicos, emocionales, sensoriales, convocados a la junta de una asociación de personas con diversidad funcional cuando uno de los miembros solicitó la palabra para protestar por un solado que el Ayuntamiento coloca en los pasos de cebra y de peatones que dificulta sustancialmente el tránsito de las sillas de ruedas. Se refería a unas losas granuladas diferentes al resto de la acera mediante la cual, los invidentes cuando entran en ellas, se percatan de encontrarse ante un paso de peatones y obedece a una petición de la ONCE similar a la de los semáforos sonoros.

La persona en cuestión estaba acalorada, no entendía como permitía la asociación que se pusiera un suelo diferente precisamente en los pasos de peatones por lo molesto y dificultoso de su tránsito. Cuando le explicamos  la razón de la existencia de ese solado, se asombró, primero no entendía después intentaba salir de su estupor y al final permaneció en silencio, supongo que asimilando su falta de tacto a la hora de percatarse de otras discapacidades que nos rodean.

Es bueno contar esto para que todos sepamos no solo para que sirva el solado en cuestión, sino para que comprendamos las necesidades de otras personas y lo mucho que podemos hacer por su integración e independencia. Y llegado a esto me apetece decir que algunos Ayuntamientos desactivan por la noche el aviso para los invidentes de los semáforos por las quejas de los ciudadanos. Debemos saber, que mediante esas señales, los invidentes saben si pueden o no cruzar, ¿Preferimos evitar la molestia aunque suponga el riesgo a que una persona con dificultades de visión sufra un accidente?

PENADOS POR DIVERSOS

admin (26 de Julio, 2010)

CAMF de Alcuescar en Caceres

CAMF de Alcuescar en Caceres

Dentro de la filosofía de vida independiente que los integrantes en el conocido foro preconizamos, no se admite el internamiento en macro-residencias de personas con graves dificultades de movilidad a no ser que estas lo soliciten. Dicho de otro modo, para nosotros, la residencia es una alternativa más pero no puede ser la principal ni mucho menos la única.

El modelo médico-rehabilitador que prevalece en el subconsciente social hace que las personas responsables de los centros discriminen gravemente a los internos, que no respeten sus derechos ni su independencia apoyándose con demasiada frecuencia en su seguridad. Las medidas restrictivas contrarias a su libertad son tomadas por su bien -dicen-, sin percatarse de que con esa actitud los convierten en ‘penados‘.

Por ello, para nosotros, los CAMF son los penales del IMSERSO, el lugar donde las personas con diversidad funcional son despojadas de sus derechos más elementales convirtiéndolos de modo automático en ‘penados‘. No queremos criminalizar al personal pero si denunciar que han sido formados en los principios según los cuales, ellos son los titulados, los profesionales, y ellos mejor que nadie saben lo que debe hacer el ‘penado‘, cuándo y cómo, que para eso son los profesionales mientras que el interno ‘diverso funcional’, es un sin-papeles, alguien que ha accedido al cargo sin mérito alguno. Ellos han aprobado una oposición y el ‘penado’ no. ¿Quién va a saber que es lo mejor para él?

Reproducimos un diálogo sumamente esclarecedor entre el Director de un CAMF y un ‘penado‘.

Interno: Señor Director me han robado la silla de ruedas
Director: Lo he hecho yo por tu seguridad.
Interno: De mi seguridad cuido yo.
Director: Pues si quieres lo denuncias.

Se trata de un episodio protagonizado en el seno del imperio de las batas blancas, la de los que no se equivocan nunca y en el otro lado la víctima que lo es por el simple hecho de haber nacido diferente o haber sufrido un accidente que lo convirtió en diverso.

¿HASTA CUANDO SR. ALCALDE?

admin (23 de Julio, 2010)

Oficina Técnica del Ayuntamiento de Oviedo

Oficina Técnica del Ayuntamiento de Oviedo

Bajo el título “SEGUIMOS SIENDO EL SUR“, en este mismo espacio publicábamos en febrero un comentario referente a como los propios organismos discriminan a los usuarios de silla de ruedas poniendo barreras a su paso y sometiéndolos a la peor de las sensaciones, la de la impotencia, cuando para una simple gestión municipal han de solicitar ayuda de un tercero.

Publicábamos entonces una foto de la Oficina de Registro de Licencias del Ayuntamiento de Oviedo en el centro de la ciudad. Además de esto, denunciamos ante la Dirección General de Coordinación de Políticas Sectoriales Sobre la Discapacidad y para defenderse, entre otras cosas, desde el Ayuntamiento se argumentó que atenderían a las personas con movilidad reducida en unas oficinas que se encuentran enfrente y que tienen otro cometido pero lo harán hasta tanto conviertan la suya en un espacio accesible.

Pues bien, hoy hemos podido constatar que ni han acometido obra alguna de acondicionamiento, ni instalada rampa alternativa provisionalmente, ni tampoco atienen a los usuarios en silla de ruedas en la oficina de enfrente. La foto que acompaña este comentario, fue tomada hoy mismo por la mañana y la persona que en ella vemos intentaba realizar una gestión esperando en la calle la resolución de la misma.

Pudimos hablar con él y nos decía, que entre tanto, las palomas, muy abundantes en la zona, habían depositado los excrementos sobe su chaqueta que probablemente tendría que tirar. Este es el castigo que nos mandó Dios, decía. Pero a mí, me parece aún peor el castigo que a diario nos infringen nuestros semejantes, denigrándonos, no queriéndose poner en nuestro lugar, pisoteando nuestros derechos y lo que es peor argumentando mentiras.

D. Gabino, espero lea esto y tome una decisión al respecto.

ESTACIONAMIENTOS RESERVADOS

admin (17 de Julio, 2010)

Furgoneta reparto y coche alta gama estacionado sin permiso en conocido centro comercial

Furgoneta reparto y coche alta gama estacionado sin permiso en conocido centro comercial

Incluso cuando nosotros, las personas con diversidad funcional, hablamos del uso de los estacionamientos reservados a las personas con movilidad reducida, terminamos discutiendo y cerrando el asunto sin lograr un consenso con el que acudir a las autoridades.

El problema es arduo porque tiene muchas aristas desde el mero incumplimiento ciudadano, hasta la cesión,  venta o arrendamiento de permisos que algunos beneficiarios realizan perjudicando seriamente con ello al resto del colectivo y todo ello pasando por copias fraudulentas, dejación de las autoridades y poca implicación de los estacionamientos tanto públicos de propiedad municipal como privados o de centros comerciales por ejemplo.

La creación de espacios reservados para el estacionamiento de vehículos es un elemento normativo de los denominados ‘discriminación positiva‘ con el que el colectivo reivindicaba las dificultades que encuentra para dejar el vehículo cerca de los lugares de destino, el mayor espacio que necesita para poder entrar y salir del mismo y en menor medida pero también el costo del estacionamiento para un conjunto de ciudadanos a los que vivir resulta más caro que al resto. Lo malo ha sido el  resultado.

Hasta que se aplicó la normativa europea el fraude existía pero se controlaba mejor porque se expedía un certificado al coche, es decir, un documento solo válido para el coche y el conductor al que se le había expedido. Esto, de forma fácilmente entendible, discriminaba al resto de las personas con movilidad reducida que no podían, no sabían o no querían conducir y que eran trasladados en vehículos de su propiedad conducidos por ayudantes, amigos o miembros de su familia o simplemente en el automóvil de un amigo o vecino. Para evitar esa discriminación desde el Gobierno Europeo se normalizó la tarjeta de estacionamiento universal emitida a favor del afectado por las dificultades de movilidad y a partir de ahí y de la posibilidad de que dicho documento pueda figurar en cualquier coche independientemente de quien sea su propietario o conductor, es lo que ha dado lugar a los problemas actuales.

Personalmente soy de la opinión y más de una vez lo he hecho público, de que la normativa no favorece al colectivo sino que produce frustración en el mismo por lo que sería partidario de que se eliminen. Me consta que esto no es posible pero también que hemos de buscar alguna otra solución como las que en algunos países se están tomando ya, de dotar a estas plazas de elementos electrónicos que avisen a la policía del uso indebido, admitir denuncias de terceros para sancionar, etc…

SEMANA NEGRA

admin (14 de Julio, 2010)

Presentacion La Virgen Cabeza de Gabriela Cabezon Camara

Presentacion La Virgen Cabeza de Gabriela Cabezon Camara

Alambradas de obra y carpas de tela cuya trastienda apesta a orines de lo que se desprende lo insuficiente de las casetas de obra convertidas en urinarios o que la gente es, a pesar del tiempo en que vivimos, muy guarra.

Esta es la bienvenida que nos adentra al interminable y ruidoso pasillo flanqueado por puestos de frutos secos o la churrería, la pulpería, el tío-vivo, el bar, otro bar, el de los bocadillos de calamares, la cervecería, el tren de la bruja, otra cervecería, siempre toca en la tómbola de la ruleta loca afirma el charlatán mientras la música del rodeo loco anula cualquier posible conversación. Gente forma cola para comprar una papa cocida rellena e interrumpe el paso, la casa de los horrores, otra pulpería junto a un bar tropical que sirve mojitos y atonta con su música caribeña, la noria más pequeña que la que se vislumbra al fondo, la señora de los globos, el puesto de productos artesanales Made in China,  la japonesa que vende anillos y relojes de acero con diseño oriental, el africano que intenta vender sus figuras de madera igualmente fabricadas en china, las mesas repartidas sobre el césped intentando hacerse un hueco entre las fuentes de chuletas de cerdo a la brasa repartidas de cualquier manera demostrando que no se espera a Sanidad.

En esto se ha convertido lo que comenzó siendo una manifestación cultural alrededor de la novela policiaca. En un impuesto que el capitalismo impone a través del consumo a los cerebros vacíos y los estómagos caprichosos y ávidos de costillas camperas abrasadas con salsa de bote o salchichas gordas e indigestibles por estómagos sin protector y todo ello a un precio de local de lujo.

Así, cansados de dar buscar sin éxito, uno se dirige a los chicos que visten un chaleco reflectante con las letras de la organización, ¿Dónde están las carpas culturales, los libros, etc…? Si, mire, al otro lado justamente, tiene que volver y al final encontrará una pluma  grande, allí está. De pronto recordé que era cierto, otros años a la entrada exhibían, entre otras, una figura de cartón piedra de una gran estilográfica y emprendimos el camino de regreso para sufrir de nuevo la misma tortura y comprobar en lo que se ha terminado por convertir la famosa Semana Negra. Dos carpas la de encuentros y la de Moviestar con cuatro presentaciones de libros y algunos debates más unos diez puestos de libros mal dotados, mal situados y peor atendidos.

El acceso al escenario es imposible

El acceso al escenario es imposible

Atrás se fueron quedando los variados eventos culturales de antaño, exposiciones fotográficas, debates, iniciativas de todo tipo protagonizadas por ONG’s como Amnistía Internacional o Médicos del Mundo, emisoras de radio, entes culturales locales y nacionales y otras asociaciones. Aquellas interminables filas de libros de editoriales poco comunes, algunas muy pequeñas, cuyo fondo editorial solo tienes oportunidad de ojear durante estos acontecimientos. Y lo peor es que este retroceso no se ha producido de modo repentino sino paulatino, muy paulatino. Si hubiera sido solo este año lo podríamos achacar a la crisis, pero la deriva de la Semana Negra, ha sido lenta y continuada. Recuerdo los años en que participaban grandes escritores y artistas o cuando te podías parar en una cafetería a escuchar a los escritores y ojear un libro con un nivel de ruido aceptable. Todo esto solo permanece ya en el recuerdo.

Incluso la música que antaño tenía protagonismo en dos o tres escenarios con distintas manifestaciones artísticas se ha quedado reducido a una actuación económicamente permisible. Y a mayor abundamiento, el escenario está en la playa y no es accesible para usuarios de silla de ruedas como se puede comprobar en la foto.

Esto en sí mismo es muy significativo porque ocurre en una ciudad cuya Alcaldesa es del Partido Socialista y ya se sabe que los socialistas presumen de progresistas, de proteger la cultura y respetar a las minorías.

MENOS DEPENDENCIA = MÁS DIGNIDAD

admin (8 de Julio, 2010)

Monica Sumay

Monica Sumay

La autora del texto que seguidamente reproduzco se llama Mónica Sumay Castañeda, reside en Galicia, es madre de una adolescente con diversidad funcional intelectual y vicepresidenta de SOLCOM. Las palabras fueron expresadas en un contexto lectivo respondiendo a la consulta de una estudiante que preparaba un trabajo sobre las personas dependientes.

Se considera dependiente aquella persona que por diferentes circunstancias no puede realizar por si misma todas las tareas básicas de la vida diaria, como vestirse levantarse, cambiar de posición, comer , saber a dónde ir o que hacer, la lista sería interminable, pero más que centrarnos en lo que no se puede hacer habría que empezar a cambiar el sentido de la visión que se tiene a cerca de las personas con diversidad funcional y sería la de preguntarnos qué cosas puede hacer con ayuda de otra persona, pues te sorprendería, puesto que son casi las mismas que el resto de los ciudadanos, solo hace falta quitarse los prejuicios y probar.

Aunque dentro del colectivo todavía hay mucha gente que no sabe lo que significa vivir de manera independiente, y muchas de esas personas probablemente tengan miedo, el sentimiento de ser o no ser dependiente viene impuesto por lo que la sociedad te permite hacer y los medios y recursos con los que cada uno cuente.

El problema es que en nuestro país a pesar de contar con una legislación muy avanzada en cuanto a reconocimiento de los derechos de las personas con diversidad funcional, y a pesar de ser un país que durante estos 30 años de democracia se ha conseguido cambiar la mentalidad de sus ciudadanos en muchas cosas, todavía en pleno siglo XXl tenemos que decir, que en España, las personas con diversidad funcional son discriminadas, se violan sus derechos humanos porque no hay una cultura reclamante, todavía creemos que la diversidad funcional es un castigo y que cada cual debe cargar con su cruz, sin pensar que nadie es culpable de esa situación, mientras que sí somos culpables y cómplices de que no haya una prevalencia social a la hora de destinar los recursos para que estas personas puedan vivir con dignidad y en igualdad de oportunidades que los demás.

Porque no participan plenamente, por infinidad de razones pero destacaría que al no tener formación tampoco tienen posibilidades de buscar un empleo digno, porque al no tener medios ni recursos no pueden pelear en los tribunales de justicia, porque en muchos casos no saben a qué tienen derecho, porque en muchos casos no tienen ni voz para denunciar las situaciones de abuso y de maltrato. Y así, al no poder ejercer sus derechos no cuentan para la sociedad.

La familia es un apoyo muy importante siempre que tenga una visión abierta hacia la diversidad pero si no es así se convierte en los primeros vulneradores de sus derechos al no tenerlos en cuenta en la toma de sus decisiones. Lo primero que habría que hacer es que todo aquel que tenga un mínimo de dignidad humana colabore de la manera que sepa o pueda en ese cambio de mentalidad, hace falta hacer visible la situación en que viven, y la gran injusticia social que se está cometiendo contra ellos, puesto que es vergonzoso como vemos en la prensa hablar de corrupción, o que se dediquen horas y horas de información a cerca de un mundial de futbol, cuando hay gente a la que se le niegan ayudas para atender a sus familiares con dignidad. ES INTOLERABLE Y TREMENDAMENTE INJUSTO.

Otro aspecto de vital importancia es que el colectivo tome conciencia de la importancia de recurrir a la vía judicial (y lo digo desde la experiencia) puesto que mientras no se llenen los juzgados de demandas por vulneración de las leyes, los responsables de hacerlas cumplir no lo harán.

Luego estaría la formación de la sociedad, la participación de las personas con diversidad funcional desde la infancia en todos los ámbitos (educación, ocio, etc…) Puesto que la buena educación es el camino hacia una sociedad más justa.

Hemos querido hacer partícipes de esta lúcida exposición a todos los visitantes de nuestro blog.

DERECHO A MORIR vs DERECHO A VIVIR

admin (4 de Julio, 2010)

Daniel Mateo Martinez

Daniel Mateo Martinez

Yo era muy activo y fuerte y pensaba que era invencible, pero la ELA me ha vencido, dice Daniel que después de mucho luchar se ha rendido prefiriendo morir a seguir con los tratamientos médicos paliativos. La decisión fue tomada cuando le anunciaron que para respirar había que practicar una traqueotomía, algo realmente discapacitante a lo que se negó.

Si no fuera por las características de este caso, podríamos decir que nos encontramos ante otro más de los episodios manejados por la organización DMD (Derecho a Morir Dignamente) con la que Daniel se puso en contacto a partir, suponemos, de enterarse del trayecto del tipo de dolencia que le afectaba y por lo tanto, carente de interés para nosotros desde el punto de vista del presente blog.

Daniel se puso en contacto con DMD antes que hacerlo con FVI (Foro de Vida Independiente) donde habría encontrado activos luchadores por la vida independiente enchufados a un respirador artificial desde hace años que dedican las energías disponibles para luchar por los derechos de las personas en situación de dependencia.

A estas alturas sería absurdo manifestarnos contra el derecho a morir pero lo hacemos cuando se utiliza la dependencia como argumento justificador. Dicho de otro modo, antes que ayudar a una mujer o a un hombre a morir dignamente, lo hemos de ayudar a vivir dignamente. Desde el Foro de Vida Independiente defienden la asistencia personal, es decir, la figura del Asistente Personal como elemento complementario para que las personas con diversidad funcional que se encuentren en estado de dependencia puedan ejercer una vida activa, puedan salir a la calle, viajar, ir al cine, a pasear, sin depender del favor o el esfuerzo de la familia o los amigos.

Defendemos una vida independiente plena mediante la cual el dependiente pueda pasar a ser independiente para vivir o, entonces sí, si lo desea, morir dignamente pero solo entonces y desde la absoluta libertad e independencia.

Vivimos dentro de una sociedad que está dispuesta a facilitar o permitir la muerte por falta de atención, con sedación o sin ella, pero que es reacia a facilitar el derecho a la vida independiente promulgado por la Convención de las Naciones Unidas. Y, desde nuestro punto de vista, mientras este derecho no pueda ser ejercido plenamente, facilitar la muerte por el sufrimiento que conlleva la dependencia, no deja de ser un asesinato.

GARANTIZAR DERECHOS

admin (1 de Julio, 2010)

Persona con diversidad funcional

Persona con diversidad funcional

SOLIDARIDAD DIGITAL/(01-07).-El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) ha pedido a los grupos parlamentarios del Senado que constituyan una comisión encargada de investigar la situación de los derechos humanos de las personas con discapacidad y personas mayores acogidas en instituciones sociales.

A juicio del Cermi, son “múltiples” los indicios que muestran “la extrema fragilidad” de estas personas desde el punto de vista del ejercicio y respeto de sus derechos humanos más fundamentales, por lo que es necesario conocer la situación real por la que atraviesan y proponer medidas de mejora del marco jurídico de protección.

De acuerdo con la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, vigente en España, la institucionalización sólo es admisible si es voluntaria, pero no implica en absoluto la rebaja en el grado de acceso a todos los derechos que corresponden a cualquier ser humano, recuerda el comité representativo de las personas con discapacidad.

A partir del conocimiento exacto, cuantitativo y cualitativo, de la realidad de estas personas acogidas en instituciones, que puede proporcionar esta comisión de encuesta, cabrá plantear reformas normativas que garanticen plenamente sus derechos, prosigue el comité.

Para el Cermi, los recursos y dispositivos dirigidos a las personas que necesitan apoyos para su autonomía personal han de ser concebidos siempre bajo el prisma del derecho a llevar una vida independiente y a ser incluido en la comunidad, que proclama el artículo 19 de la Convención de la ONU.